-1
archive,category,category-navarra,category-1,stockholm-core-1.2.1,select-theme-ver-5.2.1,ajax_fade,page_not_loaded,menu-animation-underline-bottom,header_top_hide_on_mobile,wpb-js-composer js-comp-ver-6.2.0,vc_responsive

LGTBIfobia en el deporte

El pasado viernes 19 de febrero se celebró el Día contra la LGTBIfobia en el Deporte en Iruña y Harrotu organizó una mesa redonda donde varias personas LGTBI deportistas pudieron contar de primera mano sus experiencias y sus puntos de vista respecto a este tema.

La charla se abordó desde varios temas: las experiencias negativas respecto al ser LGTBI en el mundo deportivo, los obstáculos que han encontrado en su vida deportiva, los elementos de protección que han tenido, y los retos a conseguir en el futuro. Estos 4 elementos dieron pie a un gran debate junto con las personas oyentes que participaron activamente en la mesa redonda, convirtiéndose en un trueque de experiencias y reflexiones vitales que dan para mucho, mucho más que para un post de blog como este.

Pero aún y todo, me gustaría comentar mis impresiones. Lo primero es que sólo una de las personas ponentes relató vivencias negativas directas por ser LGTBI. Esto me sorprendió positivamente, ya que entendía el deporte profesional como un mundo muy competitivo, no muy acogedor de las diferencias, y donde cualquier diferencia respecto al otro puede ser motivo de machacar en los códigos de competición. Pero según sus experiencias, esto no fue así.

A pesar de no haber vivido ampliamente experiencias negativas directas, lo que sí relataron fueron otras actitudes negativas en términos generales hacia el colectivo LGTBI, a modos de generalidades, comentarios homófonos, risas y demás. Parece ser que de esto no se libra nadie, y de hecho esto dio pie a un montón de reflexiones sobre la pertenencia al grupo, la responsabilidad individual de la persona LGTBI para hacer frente a esos comentarios, la responsabilidad colectiva hacia ellos, el sentimiento de culpa, etc. Un debate apasionante.

Otra de las cosas que me sorprendió fue el hecho de que las ponentes que practicaban deportes minoritarios como son el jockey y el rugby, relataron las experiencias más positivas, mientras que la ponente que practicaba un deporte mayoritario, el fútbol (también llamado como el deporte rey), relató las experiencias más negativas. Cuanto más pequeño es el deporte y más obstáculos se pueden tener para practicarlo, más cuidados personales existen dentro del mismo. Como una forma de protegerse internamente cuando afuera están las dificultades. Interesante reflexión, ¿verdad?.

Pero estos no fueron los únicos temas que salieron a la palestra: se habló de la necesaria fuerza personal (o empoderamiento personal) para superar las adversidades, de los apoyos entre iguales para poder ser libres como personas LGTBI en el mundo deportivo, de las muchas dificultades añadidas por ser mujer (una vez más las mujeres están en una diferencia negativa sólo por el hecho de serlo), etc. Y también se habló de los retos que quedan por conseguir. Y en este sentido, se hablaron de dos: la igualdad y la educación.

Personalmente, no me extrañó nada que salieran estos dos retos generales. Y es que a pesar de que estas personas no relataron unas vivencias negativas directas graves (agresiones físicas, por ejemplo), dieron cuenta de una amplia red de vivencias negativas como son los comentarios en grupo, las mofas, la soledad, la falta de referentes, los juicios de valor, las trabas, los miedos, la culpa… Actitudes y sentimientos que crean todo tipo de piedras en el camino de la libertad, en el camino de la igualdad. Y una vez más, sale claramente a la luz la necesidad de la educación: educación en casa, en el colegio, y en este caso, en los clubes deportivos. Sólo así se alcanzará la igualdad real, y tal vez algún día, dejemos de celebrar este día ya que todo el mundo podrá ser libre sea quien sea, practique el deporte que practique.

 

Ander Iribarren Hualde

Sexólogo de Kattalingorri

 

Artikulua euskaraz irakurtzeko sakatu hemen

#Defenderharrotu

A causa de la situación de Harrotu, compartimos las palabras que le salen a una compa al respecto: 

 

Estas reflexiones me han surgido volviendo a ver la comisión de asuntos ciudadanos del martes 12 de enero, tras la exposición y defensa de Harrotu de le compi Edur y la posición tomada por cada grupo municipal, en especial la de PSN que decidió abstenerse, ante la declaración presentada por EHBildu y GeroaBai.

Nosotros personalmente estamos tranquilxs. Yo creo que debemos estar tranquilos, hasta fecha de hoy todo se ha cumplido, no nos pongamos la venda antes de la herida” Maite Esporrín.

La venda antes de la herida, me detengo en esta afirmación.

Cuando hablamos de heridas y de personas LGBTIQ+ y Transbollomarikas, hablamos de muuuuuuchas y de herida que también vienen de muuuuuuuuuuucho tiempo atrás. Hablamos de heridas provocadas por la invisibilización, discriminación directa e indirecta, acoso, maltrato, asesinato y un sinfín de vejaciones que se escriben sobre, bajo, contra, hacia, en.… nuestras espaldas. Heridas que se han (y sigue siendo así) combatido, compartido, sanado, se han cuidado, reivindicado, legitimado, visibilizado desde la lucha de las personas LGBTQ+ y Transbollomarikas sin ningún apoyo (incluso el auténtico rechazo) de las instituciones y quienes han gobernado Nafarroa. Y digo esto, porque aquí en el corralito Floral hasta 2016 (casualidad cambio de Gobierno, formado por GeroBai, EhBildu, Podemos e Izquierda-Ezkerra), no existía absolutamente nada en materia LGBTIQ+ en políticas públicas. Lo que quiere decir(-nos): Las movidas esas que nos pasan, afectan, atraviesa incluso nos parten a las bolleras, trans, maricones, y esxs cuatro degeneradxs, no son tan importantes, ni graves y además se van solucionando con el tiempo por si solas (y quien se ha queda por el camino, simples daños colaterales que irán desvaneciéndose).

Por lo tanto, si hacemos memoria histórica LGBTIQ+ y Transbollomarika, esa herida que ella menciona, ya estaba muy hecha.

¿Por qué traigo lo de la herida? Porque las heridas que tenemos en nuestras biografías, individuales y sociales, están altamente ligadas con la confianza. La confianza en una misma y en la(s) otra(s) persona(s) (y en lo que estas prometen y comprometen). Estas últimas, casualmente, a veces tienen el poder de dirigir una ciudad, hacer política institucional y decidir a dónde se destinan los recursos de un pueblo entero.

Y aquí voy a citar otra afirmación haciendo referencia a Harrotu “Hemos pasado un año, que iba a ser una tragedia, que iban a cerrar Harrotu, ¿qué ha pasado? absolutamente nada…” (Maite Esporrín). 

Si han pasado cosas, han pasado muchas cosas, y por cierto pueden estar ligadas a los compromisos que ha cogido la concejala María García Barberena. (Por enumerar algunas y no detenerme demasiado): En diciembre se comunica en una reunión a lxs colectivos y demás gentes que en enero de 2020 (a pesar de estar ya firmada la prórroga por un año más) Harrotu será cerrado por la supuesta duplicidad con Kattalingune. Pregunté (lo pregunté yo y sé muy bien lo que escuche) sobre que fechas se nos estaba hablando y se me respondió que hacia el 15 de enero 2020 (fecha aproximada, pero bastante lejos de 2021). Ante esto gente de diferentes colectivos y gentes individuales decidimos:

– Salir a la calle a denunciar los hechos.

– Hablar con todo chichifu en el Gobierno de Navarra.

– Solicitar en repetidas ocasiones participar en comisiones en el ayuntamiento de Iruñea (pospuesta continuamente por N+)

– Ante la preocupación de este corta y pega de servicios, preparar una propuesta y presentarla a todo chichifu entre marzo y julio, para dejar constancia sobre cuáles son los mínimos de Harrotu.

– Ante el presupuesto de 60.000 euros (aunque sea aproximado, está muy lejos del actual) presentado por N+, reunión con todos los grupos y expresar un análisis (el de la gente de la calle) ante los medios.

– Ah! Si y en medio de todo esto una pandemia que aún ha agravado situaciones de exclusión que ya venían dándose dentro del propio colectivo.

Diría pues, que, si han pasado cosas, pero bueno, no quiero desviarme demasiado y vuelvo a lo de las heridas y su alta relación con la confianza, concretamente retomo el hilo con lo de las otras personas que a veces tiene el poder de decidir hacia qué sí (y hacia que no) se destinan nuestros (lxs de todxs) recursos. Esas personas (u otras, pero bajo las mismas siglas), a veces llevan dirigiendo una capital y un gobierno, no sé…muchos años también. Añadiría más, han formado parte (y siguen formando) de manera más o menos explícita, de las decisiones que han obviado, banalizado incluso contribuido a esas “tonterías que he mencionado arriba” que desde el principio de los confines nos pasan a las bolleras, marikas, trans y otras degeneradxs. Si esas de… invisibilizar, asesinar, discriminar, agredir, acosar, maltratar…

Todas esas cosicas, están generadas (y perpetuadas) por personas de carne y hueso como yo, y provocan heridas. Heridas que, por cierto, han dejado a mucha gente por el camino. Es por ello y necesario que quede bien claro, que para confiar en la persona que tienes enfrente, sobre todo si es de las que pertenece (o sus siglas forman parte) a grupos que han obviado, banalizado incluso contribuido a esas “tonterías que he mencionado arriba”, hace falta algo más que palabras y compromisos.

No va a ver nada oculto y al año que viene, vendremos aquí hablar si se ha cerrado Harrotu, si ha sido una tragedia y si todo es tan negro como ustedes lo plantean” (Maite Esporrín). Escuchando las heridas, las mías y las de todas aquellas que me preceden, me parece una irresponsabilidad no mirar los hechos con lupa y día a día. Con toda esta memoria veremos quién tenía realmente la venda (pero en lo ojos) y, lo digo bien claro, ojala sea yo.

#harrotudefendatu #defenderharrotu

 

*Irakurri euskaraz

Derechos Humanos / LGTBI+

En todo el mundo sigue habiendo todavía constantes agresiones y vulneraciones de derechos humanos por la persona a la que ama, por cómo viste o por quién se es. Hoy celebramos el día internacional de los derechos humanos, día en el que tenemos que seguir defendiendo nuestros derechos a algo tan básico como expresarnos tal y como somos, como mostrarnos afectivamente de manera libre o vestir o actuar de una manera u otra.

A lo alto y largo del mundo siguen dándose infinidad de formas de discriminación basadas en la orientación sexual de la persona (por quién siente atracción), en su identidad (quien es o como se define), su expresión (cómo se expresa, se viste, se peina o se maquilla) y sus características sexuales (por ejemplo, sus genitales, cromosomas o niveles hormonales).

Los datos son alarmantes:

  • Solo entre octubre de 2017 y septiembre de 2018, 369 personas transexuales fueron asesinadas
  • Se sigue obligando a muchas personas intersexuales a someterse a peligrosas, invasivas y completamente innecesarias operaciones, cuyos efectos secundarios tanto físicos como psicológicos pueden durar de por vida.
  • Las relaciones sexuales entre personas del mismo sexo se consideran delito en 70 países, y en 9 de ellos —como Arabia Saudí, Irán, Sudán y Yemen— pueden castigarse con la pena de muerte.
  • Los festejos del Orgullo están prohibidos en varios países, entre ellos Arabia Saudí, Rusia, Uganda y, más recientemente, Turquía (donde se ha prohibido después de que se viniera celebrando desde 2003).
  • En Chechenia se dieron secuestros, torturas incluso asesinatos contra hombres gays, con la gravedad que conlleva que fueran incitados por una campaña del propio estado Checheno.
  • En Bangladesh, grupos armados han asesinado a machetazos a activistas LGBTI, pese a lo cual ni la policía ni el gobierno han tomado medidas de calado para impartir justicia a las familias de las víctimas. En muchas partes de África subsahariana, la población LGBTI vive con el temor de ser identificada, y agredida por ello, o incluso asesinada.

La situación sigue siendo muy preocupante en infinidad de países del todo el mundo. Pero no todas las cifras son negativas y poco a poco las diferentes luchas por los derechos LGTBI+ de infinidad de colectivos en todo el mundo, van dando sus frutos.

Hoy en día, al menos 43 países catalogan los delitos de homofobia como delitos de odio.

A fecha de mayo de 2019, 27 países habían legalizado el matrimonio entre personas del mismo sexo, entre ellos Argentina, Canadá, Irlanda, Malta, Sudáfrica y Uruguay.

En algunos países, la población trans puede conseguir que su sexo sea legalmente reconocido (aunque en muchos casos, deben someterse a humillantes y gravísimos procesos como un diagnóstico psiquiátrico o una esterilización irreversible) y en países como Argentina, Bélgica, Colombia, Dinamarca, Irlanda, Malta y Noruega es posible hacerlo sin pasar por estos procesos.

***Para más información sobre la situación legal en cada país, visitar: https://transrespect.org/es/map/legal-gender-recognition-change-of-name/

Diferentes organismos europeos regulan estos derechos y legislación internacional recoge que todas las personas tenemos derecho a expresarnos con libertad. La Declaración Universal de Derechos Humanos (en el artículo 19) regula el “derecho de toda persona a expresarse con libertad”. Todavía hay muchas personas que sufren peligro de recibir gravísimos daños físicos y psicológicos, aunque la legislación recoja que “toda persona tiene derecho a la vida, la libertad y la seguridad”. Además, muchas personas LTGBI+ seguimos sufriendo exclusión económica y social, por nuestra identidad, orientación o expresión, vulnerándose así nuestro “derecho a la salud, la educación, la vivienda y el empleo”.

Amnistía Internacional, por ejemplo, asumió el compromiso de combatir la discriminación de la población LGTBI+ en todo el mundo y para ello propuso recomendaciones a los gobiernos sobre cómo mejorar en este sentido las leyes, para proteger los derechos de toda la población. Esta campaña influyo en la legislación de países como Grecia, Dinamarca y Noruega o como en Taiwán donde sus tribunales resolvieron que la prohibición del matrimonio entre personas del mismo sexo era inconstitucional.

En Navarra, poco a poco, también se van dando pasos ya que desde 2017 contamos con la “Ley Foral 8/2017, de 19 de Junio, para la igualdad social de las personas LGTBI+”. Esta ley, aparte de proponer una nueva organización administrativa en esta área, propone nuevas políticas públicas, regulando diferentes medidas (algunas de ellas bastante concretas) en el ámbito social, de la salud, familiar, educativo, laboral, de juventud, de ocio cultura y deporte, de cooperación internacional, de la comunicación y policial, además de regular varios aspectos de temas administrativos. Esta ley, al igual que el “Plan de Acción 2019-2022” que desarrolla la propia ley, fue debatida con diferentes colectivos y recoge muchas medidas que, aun pudiendo ser mejoradas algunas de ellas, van en buena dirección.

Aun así, todavía queda mucho para poner todo eso en marcha, y en demasiadas ocasiones las medidas se toman de forma más lenta de lo que nos gustaría. No cabe duda de que esta ley es bastante pionera y recoge muchos aspectos que podrían mejorar las realidades de muchas de nosotras, gracias a la presión ejercida durante años por los colectivos LGTBI de todo Nafarroa. Pero no vale con recogerlo sobre el papel. Se deben tomar medidas y se deben tomar YA. Para que ninguna persona vuelva sufrir nunca ninguna vulneración de sus derechos más elementales por su identidad, por su orientación o por su forma de expresarse.

Aunque el movimiento LGBTI ha conseguido, sin duda, notables avances, también en el ámbito legislativo, aún queda trabajo por hacer. La organización y la movilización son indispensables; visibilizando la diversidad, presionando para que las instituciones legislen y doten de recursos, plantando cara a cualquier agresión. Todo suma y todo es necesario para que, además de ver respetados todos nuestros derechos, podamos expresarnos diversas y libres.

 

Klikatu hemen euskaraz irakurtzeko

1 de diciembre: Día Mundial contra el Sida

Es 1 de diciembre, y desde 1988, se celebra el Día Mundial de la lucha contra el Sida. No podíamos y ni queríamos pasar por alto esta fecha, ya que está estrechamente ligada al colectivo LGTBI+, ya sea por haber sido una de las comunidades más afectadas tanto por el propio virus como por el estigma social asociado al mismo, así como por haber sido una de las líneas de lucha de las distintas asociaciones LGTBI+ a lo largo de la historia.

En esta ocasión, hemos hablado con las compañeras de Sare y La Comisión Ciudadana Antisida de Navarra (a partir de ahora la nombraremos como la Comi), dos asociaciones con sede en Pamplona que llevan años trabajando en la erradicación del VIH y en el fomento de la Salud Sexual en Navarra.

Como si fuera una mesa redonda virtual, les hemos planteado tres preguntas para conocer sus opiniones y poder conocer todos los matices que abarcan estas realidades. Empecemos.

La primera pregunta es: ¿Por qué es importante seguir celebrando este día?

Sare nos comenta lo siguiente:Hoy más que nunca, lema de este año desde CESIDA y todas las organizaciones que pertenecemos a este colectivo, es necesario seguir celebrando este día. Hace casi 40 años que apareció la pandemia del Sida y todavía no se ha conseguido alcanzar los objetivos 90-90-90 de ONUSIDA. Todavía no hemos conseguido respuestas efectivas ni desde la ciencia, a pesar de que ha habido muchos avances, ni desde las Instituciones, siendo insuficientes las líneas de intervención actuales.”

La Comi añade que “Por un lado, aún continúa un elevado estigma hacia las personas que viven con el VIH. La serofobia o discrimación hacia las personas que viven con el VIH aún sigue marcando muchas vidas, y debemos seguir trabajando para eliminarla de nuestras sociedades.

Por ello, creemos que es importante conocer el mensaje INDETECTABLE= INTRANSMISIBLE: las personas con VIH que están en tratamiento e indetectable no lo pueden transmitir. Los avances médicos y los tratamientos actuales permiten a las personas que viven con el VIH reducir su carga viral a niveles tan bajos que el virus se mantiene en un estado latente, lo que se llama indetectabilidad. Esto quiere decir que con una buena adhesión a los tratamientos antirretrovirales, las personas que viven con el VIH reducen la carga viral a niveles que impiden que se desarrolle la enfermedad, y el virus no podría transmitirse de un organismo a otro. 

Además, hay que recordar a todas aquellas personas que perdieron y pierden la vida, además de todas aquellas que se han visto afectadas. Aún siguen perdiendo la vida muchas personas en todo el mundo que no pueden acceder a los tratamientos necesarios para controlar el virus.”

 La segunda pregunta que les lanzamos es la siguiente: ¿Ha habido cambios en la lucha contra el VIH en estos meses de pandemia?, ¿Cuáles?

Para Sare, “la realidad es que muchas de nuestras usuarias están teniendo graves dificultades. Todas nuestras personas usuarias se han visto afectadas, especialmente las mujeres. Problemas de acceso a vivienda, pérdida de trabajo ya que la mayoría trabajan en cuidados o trabajo doméstico y sus empleadoras tenían miedo al contagio, mujeres internas que han tenido que renunciar a sus descansos, y por lo tanto, a ver a su familia para mantener el trabajo. Mujeres que en el confinamiento han tenido problemas, e incluso, han sufrido violencia en las viviendas compartidas pero no han podido acceder a otra vivienda debido a la pandemia.

Los seguimientos médicos han sufrido variaciones, tiempos de espera mucho más largos para tener citas y reconocimientos, análisis, etc. Respecto a la dispensación de farmacia hospitalaria, en Navarra, hemos estado de enhorabuena porque la facilitaban en los domicilios y no ha habido ninguna dificultad respecto a la medicación. Se han visto también afectadas las consultas de salud sexual y reproductiva muy importantes en la prevención y detección de VIH.  Respecto a las consultas en Atención Primaria, todas vemos y somos conscientes de la sobrecarga que soportan, de hecho se están concentrando los miércoles para reivindicar en los Centros de  Salud, teniendo también una grave consecuencia en detección de VIH y, afectando, por lo tanto, a la consiguiente evolución del virus. También se ha paralizado el proceso de implantación de la PREP tal y como estaba planificado con consecuencias en la prevención de la transmisión del VIH.”

En la misma línea, La Comi comenta que “evidentemente la pandemia del COVID-19 nos ha afectado a toda la población, y por lo tanto también a las personas que viven con el VIH y a las entidades que trabajamos con el tema. 

En cuanto a la reducción de riesgos hacia el VIH, especialmente en los primeros meses de confinamiento domiciliario se han visto afectados los programas de intercambio de jeringuillas y el banco de alimentos. Nos hemos visto en la situación de dar respuesta rápida y eficaz, instaurando servicios a domicilio e incrementando nuestra intervención de apoyo emocional telefónico en muchos casos.

También se han hecho paralelismos entre la pandemia de la COVID-19 con la pandemia del VIH. Y si bien es cierto que hay muchas cosas que aprender de la lucha contra el VIH, no se pueden homologar debido a que tienen componentes distintos, fase histórica, repercusiones, así como el significado y el estigma que también es diferente en ambos casos. “

 Y para terminar, la última pregunta que les planteamos es: ¿A qué retos se enfrenta la lucha contra el VIH en un futuro?

Sare cree que “necesitamos que la respuesta a la actual pandemia no suponga un retroceso en los logros conseguidos, es imprescindible seguir avanzando en la implementación de las medidas recogidas en el PACTO SOCIAL POR LA NO DISCRIMINACIÓN Y LA IGUALDAD DE TRATO ASOCIADA AL VIH. Tenemos que luchar para impedir que la crisis afecte nuevamente a las personas más vulnerables, en las que se incluyen las personas que viven con VIH.  Son imprescindibles las acciones sociales e institucionales que garanticen el acceso a recursos básicos, vivienda, alimentación, etc… Es necesario garantizar el diagnóstico precoz del VIH y otras Infecciones de Transmisión Sexual para todas las personas que lo necesiten. 

Es esencial luchar contra el estigma y la discriminación asociadas al VIH/Sida, muchas  personas siguen estando en una situación de auto-confinamiento social y viviendo su realidad aisladas y ocultando su seroestatus. Se debe garantizar la atención socio-sanitaria a las personas que viven con VIH. 

Además, es necesario un liderazgo político y compromiso económico que garantice la existencia y la sostenibilidad de la respuesta a la infección por VIH, hay que reforzar el Plan Nacional sobre Sida y recuperar el Programa de Sida en Navarra.”

Y La Comi comenta que “a futuro quedan como retos la lucha contra el estigma hacia el VIH, y conseguir que todas las personas puedan acceder a los tratamientos independientemente de dónde vivan o de su estatus legal. En el caso de Navarra, tenemos la ventaja de que se asegura el tratamiento del VIH a todas las personas que habitan en nuestra Comunidad más allá de sus papeles, cuestión que queremos resaltar y que debería ser extrapolable a otros territorios.

Otro de los grandes retos es la eliminación de la discriminación y el estigma hacia las personas con  VIH. Reivindicar los derechos de las personas que viven con VIH es esencial en la promoción de la salud sexual y en cuanto a los derechos humanos se refiere. 

Y por último, pero no por ello menos importante, que se invierta en investigaciones para encontrar la solución a esta infección que tantas vidas afecta y ha afectado.”

Como podemos observar aún queda mucho por hacer en la lucha contra el VIH. Desde Kattalingorri, y resumiendo todo lo que nos han comentado las compañeras, podríamos resumirlo en la importancia de seguir luchando contra la discriminación social de las personas que viven con VIH, que la lucha contra la Covid-19 no afecte todo el trabajo realizado por las profesionales en la materia, y la importancia de las políticas públicas que garanticen el trabajo contra el virus. Todo ello para poner en el centro la vida de las personas.

Y para terminar, queremos dar las gracias tanto a Sare como a la Comi por haber colaborado con este post, y sobre todo por el trabajo que vienen realizando a lo largo de todos estos años. Eskerrik asko!

 

Irakurri euskaraz

Visibilizando la asexualidad

Desde hace unos años, el 26 de noviembre es el día de la visibilidad de la asexualidad. Un día para visibilizar otra de las sexualidades no normativas, y por eso discriminada. Pero ¿qué es la asexualidad?

Para empezar, y desde un punto de vista sexológico, esta palabra no se entiende tal y como se hace desde el movimiento LGTBI+. El prefijo “a-“ de origen griego indica negación, privación o carencia de algo y sexualidad sería la forma de que cada sujeto sexuado tiene de vivirse como tal. Por lo que una persona asexual sería aquella que no se vive como sujeto sexuado, lo cual es imposible ya que las personas somos seres sexuados.

No obstante, desde el movimiento LGTBI+, esta palabra recoge otro significado, y cuando se habla de la asexualidad, se habla de aquellas personas que carecen, o tienen poco deseo erótico, o incluso de aquellas que solo sienten atracción por alguien con quien conectan mucho a nivel emocional o bajo limitadas circunstancias u ocasiones.

También podríamos desglosar el significado de asexual como persona sin sexo, interpretado como el sexo que se “hace” no el que se es. Si lo interpretamos desde este punto de vista, salen a debate algunas cuestiones: ¿a qué nos referimos con “tener sexo”?, ¿Qué es la erótica?, ¿a qué le llamamos sentir deseo erótico?. Quizá no podamos responder a estas preguntas pero si podemos desarrollar un diálogo en torno a esta “confusión” en los términos.

Se podría decir que la palabra asexual es un término paraguas que incluye a todas aquellas personas que su deseo erótico es menor, o se da en menos circunstancias que el de la norma, o como se ha dicho, que se da en unas circunstancias concretas (grisexualidad) o tras una conexión emocional muy fuerte (demisexualidad).

Por lo tanto, al igual que ocurre con otras sexualidades no normativas, el estar por debajo o por encima de una “supuesta norma” ha sido y es suficiente para patologizar, discriminar e invisibilizar dichas sexualidades. De hecho, se ha estado buscando el origen de la asexualidad en traumas o experiencias negativas, al igual que en su día se hacía con la homosexualidad y se incluía como categoría diagnostica en el DSM hasta 2013.

Actualmente, parece que todas tenemos que tener un deseo concreto, dirigido hacia unos cuerpos concretos, de una forma concreta, hacia unas prácticas concretas, unas partes del cuerpo concretas, en una cantidad concreta etc. ¡Qué concreto todo y que poco margen para disfrutar de lo diverso! Sabemos que esto no es así, todas somos diversas, no todas deseamos igual y esto no es ni una fase ni algo pasajero, es nuestra forma única e irrepetible de desear. Lo que ocurre es que socialmente no se visibiliza la diversidad, no vemos el abanico existente de maneras de desear; ya que, en los medios de comunicación, cuentos, poderes públicos etc. siempre se muestran relaciones cisheterosexuales, donde no se ve la diversidad funcional de esas personas, donde estas personas son blancas, jóvenes y de clase media y desean tener o nos muestran que tienen prácticas sobre todo genitales, y más concretamente coitales.

Por eso, las personas que nos salimos de esas normas tan estrictas que, nadie cumple al 100%, necesitamos etiquetarnos, nombrarnos para hacer ver que existimos; para hablar de las diversidades, de otro tipo de deseos, de otro tipo de eróticas. Desde el punto de vista semiótico (del significado y significarse) las etiquetas pueden ser muy útiles, pues con ellas reconocemos y damos valor a lo que tiene nombre.

Desde el colectivo asexual ponemos sobre la mesa, que no todas deseamos igual, y que no por ello somos ni peores ni mejores, si no diferentes. Que puede que sintamos deseo erótico solo en determinadas ocasiones, bajo ciertas circunstancias, o con personas concretas, y que haya a gente que le parezca que este deseo es menor que el suyo, y esto es algo que nos ocurre tanto a las asexuales, como al resto.

Y puede que sí, aunque sería interesante también hablar sobre qué tipo de deseo hablamos: ¿deseo genital?, ¿deseo de cercanía?, ¿deseo de contacto corporal?, ¿deseo de un beso?, ¿deseo de caricias?, ¿deseo de emparejarse?… Puede, por ejemplo, que alguien no desee nada estimular sus genitales, o que se los estimulen, pero que desee mucho que acaricien sus brazos. O puede que a alguien no le guste el contacto corporal, pero le guste tener un vínculo emocional fuerte con alguien. Ya que podemos desear prácticas eróticas y relacionales muy diferentes y cada una en diferente grado.

Lo que pasa que, en cuanto al deseo erótico, nos dicen que “lo normal” es tener deseo genital, y a veces, cuando tenemos contacto íntimo con una persona y nos acariciamos, por ejemplo, damos por hecho, que tenemos que terminar estimulando nuestros genitales, es decir tenemos las prácticas eróticas como si fueran una secuencia que siempre empiezan en un sitio y acaban en otro. Pero esto es tener una mirada muy reducida hacia la erótica. No tenemos porqué seguir patrones, cada cual conoce su cuerpo y su deseo, y disfruta de él como quiere.

Las personas asexuales reivindicamos nuestra orientación del deseo, y nos colectivizamos al igual que el resto de sexualidades no normativas para visibilizarnos y reivindicarnos.

Aquí se puede ver un documental sobre la asexualidad, en la web de la ACEs (Asexual Community España): https://www.youtube.com/watch?v=bqXyzz7Gt5k

 

Irakurri artikulua euskaraz

Memoria TRANS, 20 de noviembre Conmemoración a las víctimas de la transfobia

En esta ocasión, nos gustaría conmemorar a las víctimas de la transfobia dedicando estas líneas en este 20 de Noviembre de 2020.

Para ello, queremos empezar haciendo memoria en torno a diferentes vivencias trans trayendo como protagonistas a las personas que las vivieron y experimentaron en su piel.

Empezaremos mencionando a la primera persona Trans (declarada) del mundo, Lili Elbe, más conocida como “La chica Danesa”, por la película basada en su biografía, nació en 1882 en Dinamarca. Para ser más exactos fue la primera persona conocida en someterse a la cirugía llamada “cambio de sexo”, la cual era muy experimental en aquellos años.

A día de hoy, podemos aportar que no es riguroso decir que se realiza un cambio de sexo mediante una cirugía, sino que se realiza una modificación de la morfología de los genitales (internos y/o externos). Ya que sabemos que el sexo no lo dan los genitales, si no que cada persona se piensa, se sabe quien es, aunque sea totalmente legítimo someterse a cirugías o no hacerlo para vivirnos de la mejor manera posible.

A continuación, queremos nombrar a Christine Jorgensen, nacida en Nueva York en 1926, que se convirtió en la primera persona en haber tenido una cirugía de “reasignacion de sexo” exitosa y aceptar públicamente su condición en 1951, 20 años después de que lo hiciera Lili. A esta operación también le acompañó una terapia hormonal.

El año 1951 históricamente es como quien dice antes de ayer, por lo que nos vienen ciertas preguntas a la mente las cuales nos gustaría compartir con vosotrxs: ¿es imprescindible realizar una cirugía genital para ser mujer u hombre?, ¿qué nos hace ser mujeres y hombres?

Aprovechando que estamos haciendo memoria no podemos obviar a Michael Dillo, el primer hombre trans (documentado), nació en Inglaterra en 1915. Michael comenzó a hormonarse con testosterona en 1939, muy consciente de que era un hombre. Se convirtió en un referente pero a su vez también fue rechazado en su pueblo por lo que sufrió el actualmente llamado “sexilio” varias veces a lo largo de su vida.

Un poco más cerca de nuestro territorio, en el estado español, podemos mencionar a la famosa Bibiana Fernández, que cambió su nombre en el año 1998. ¿No os parece un gran salto temporal para cuando esta realidad empieza a ser visible en España? Y si miramos hacia Europa, en 2020 por primera vez, una mujer trans ha entrado en el gabinete de Bélgica como ministra, Petra De Sutter.

Hemos intentado buscar alguna referencia más cercana a Euskal Herria, y poca información hemos encontrado en cuanto a referencias reconocidas. Aunque no podemos dejar de mencionar a Antonio Erauso, Donosti, 1585, el cual su nombre de nacimiento fue Catalina y su biografia demuestra que se vivió como hombre a pesar de que “le descubrieron” y nunca le reconocieron su identidad. Esto nos lleva a la conclusión de que la memoria histórica de Euskal Herria está por descubrir, elaborar e incluso reconocer. Una labor la cual requiere mucho esfuerzo pero a su vez es interesante y necesaria.

Nos gustaría acabar diciendo lo importantes que han sido estas personas que nos preceden para visibilizar, poner en valor y sobre todo existir. Hemos mencionado varias personas conocidas y nos gustaría nombrar también la importancia de la cotidianeidad, por todas aquellas que estamos/somos desde otro lugar. Por supuesto sin desmerecer la visibilidad lograda por todas las artistas, famosas y caras públicas que han salido en los medios como la actual serie sobre La Veneno.

En definitiva, recalcar que las personas trans aportamos un valor muy enriquecedor para la humanidad: la diversidad. Por eso, solo podemos decir, GRACIAS, gracias sobre todo por SER.

Por las que fuimos, somos y seremos.

A continuación os dejamos unos enlaces de interés para leer más sobre las vidas de las personas que se mencionan en este artículo:

Primera persona TRANS (declarada) del mundo – La mujer Danesa:
https://es.wikipedia.org/wiki/Lili_Elbe

Christine Jorgensen. Estadounidense. Primera operación exitosa:
https://es.wikipedia.org/wiki/Christine_Jorgensen

Michael Dillo. Primer hombre trans. Inglaterra. Médico. Se exilió varias veces:
http://ovejarosa.com/michael-dillon-primer-hombre-transexual-la-historia/

10 trans más destacadas de la historia:
https://www.losreplicantes.com/articulos/transexuales-destacados-historia/

Primera ministra trans de Europa. en Bélgica. 2020:
https://www.france24.com/es/20201005-petra-de-sutter-primera-ministra-transgenero-belgica-europa

Katalina Erauso
https://www.lavanguardia.com/historiayvida/edad-moderna/20191220/472298078027/catalina-erauso-monja-alferez-siglo-de-oro.html
https://es.wikipedia.org/wiki/Catalina_de_Erauso

 

Euskaraz irakurri artikulua

Vida, Diversidad y Orgullo en el centro

Desde la Asociación Kattalingorri hemos realizado una introspectiva en el tiempo y nos gustaría compartirla con todas, todos y todes.

A lo largo de estos 20 años de recorrido Kattalingorri ha sido una herramienta y espacio de lucha, reivindicación, empoderamiento y visibilidad de la realidad de las personas LGBTIQ+. Fruto de las reivindicaciones históricas del colectivo LGTBIQ+, en la actualidad en Navarra disponemos de un marco jurídico propio y específico en materia LGBTI+. Es decir, que la lucha por los derechos de las personas LGTBIQ+ junto con el diálogo con las instituciones ha posibilitado que a día de hoy y en los últimos cuatro años tengamos entre otras cosas, dos servicios de atención a la diversidad sexual y de género en la comunidad.

En estos cuatro años, la puesta en marcha y gestión de estos servicios ha sido toda una aventura para Kattalingorri y para las personas y colectivos que hemos estado en esta lucha. Una aventura a la vez que toda una oportunidad para llevar a cabo algo que desde los colectivos LGTBIQ+ se ha reivindicado durante años. Por un lado Harrotu, Centro LGTBI+ del Ayuntamiento de Pamplona, como espacio de encuentro en la capital, el cual, además de acercar la realidad LGTBI+ a la ciudadanía, presta atención profesional e impulsa el respeto por la diversidad sexual y de género. Por otro lado, Kattalingune, Servicio LGTBI+ de Gobierno de Navarra, que presta servicio de manera descentralizada en diferentes zonas de Navarra y ha evolucionado en cuanto a contenido y presupuesto en todo su recorrido gracias a la lucha de los colectivos que conformamos Kattalingorri y aliadas/es/os. A día de hoy hemos avanzado en la visibilización de nuestras realidades y en la importancia de tener estos servicios de atención profesional, pero todavía queda bastante camino por hacer, por ello aquí seguimos.

Son tiempos difíciles, pues a pesar de que en Navarra conseguimos una ley para la promoción y defensa de la igualdad de las personas LGTBIQ+, continuamos sufriendo por la invisibilidad institucional y social, exclusión social y el rechazo directo por parte de algunas capas de la sociedad. En este sentido, que el desarrollo de leyes específicas en el Estado Español se siga retrasando, no favorece a que esto cambie. Además de todo esto, la medidas para afrontar el COVID-19 están agravando situaciones que ya venían generando exclusión y sufrimiento: Casas que no son lugares seguros y dificultad para encontrar una alternativa, mayor precariedad laboral y aumento de temores de ser tu misma/o/e por miedo a que te echen, procesos de tránsito paralizados, vuelta al armario, mayor desamparo de las personas Trans en situaciones de exclusión social y un largo etcétera.

Nos parece indispensable que los derechos y la igualdad de las personas NO se jerarquicen y algunos quedemos en segundo plano, invisibles de nuevo, porque estamos hablando de derechos fundamentales que no se pueden obviar, más allá de una ideología o posicionamiento político.

Por todo ello vemos la necesidad de fortalecer las redes entre las personas LGTBIQ+, colectivos y aliadas/es/os, para la defensa y ejercicio de derechos. Seguir en el desarrollo y la reivindicación de servicios que atienden la realidad de las personas LGBTIQ+ públicos y de calidad. Apelar a las instituciones públicas, por un lado, a incluir de manera veraz la interseccionalidad en sus acciones con el objetivo de garantizar respuestas integrales y por otro lado, a mantener un diálogo activo con los colectivos LGBTIQ+.

Gracias a quienes nos precedisteis, fuerza y coraje a quienes somos y libertad para quienes vendrán.

 

Euskaraz irakurtzeko sakatu

4 de septiembre Día Mundial de la Salud Sexual

El 4 de septiembre es el Día Mundial de la Salud Sexual y por ello, nos hemos puesto en contacto con la Comisión Anti-Sida de Navarra, ya que ellas, son expertas en el tema y queremos que nos den unas claves en torno a esta temática. Además, nos han facilitado los vídeos que crearon: Bajo el lema de Recetas de la Comi (Tutti-Frutti y Sandwich erótico ), para colgarlo en nuestro blog y disfrutar de los diversos sabores de la sexualidad.

 

El 4 de septiembre es el Día Mundial de la Salud Sexual, ¿Por qué es este día? Y ¿qué es lo que representa esta efeméride?

Este día surge por primera vez en el año 2010 a iniciativa de la Asociación Mundial para la Salud Sexual, y tiene como objetivo promover la salud sexual, el bienestar y los derechos sexuales de todas las personas.

Cada año se remarca una temática donde poner el foco de atención, en este caso es: “El placer sexual en tiempos de crisis por COVID-19”. Desde nuestra experiencia como entidad hemos podido comprobar que las medidas socio-sanitarias están afectando a distintos ámbitos de la vida, entre ellos la sexualidad, la igualdad de género, el respeto a la diversidad sexual, y en definitiva a las relaciones sociales y sexuales, al placer y los afectos. Es por ello que valoramos muy positivamente que se ponga sobre la mesa este tema de actualidad, ya que estamos ante un nuevo contexto que genera múltiples cuestiones a plantearnos.

 

 

#diamundialsaludsexual2020 #DMSS2020 #pleasurematters #sexysafersex  #pleasureisprogress

https://www.facebook.com/DMSS4sept

 

¿De qué hablamos cuando mencionamos la salud sexual?

Desde nuestra entidad contemplamos la salud sexual como un concepto amplio que abarca distintas cuestiones como el bienestar físico, mental, emocional y social relacionado con la sexualidad.

Así pues, debemos analizar la sociedad en la que vivimos para abordar la salud sexual, ya que vivimos en un sistema occidental que contempla una sexualidad reduccionista, en la que la norma es que el coito es el medio y el fin de la vida sexual, y el cisheteropatriarcado oprime a las diversidades que no entran dentro de las identidades de género binarias (hombre masculino y mujer femenina).

Es por ello que nuestra misión es promocionar relaciones basadas en el placer, los cuidados mutuos, el consenso, la vivencia satisfactoria de la diversidad de orientaciones e identidades de género, la liberación sexual desde el respeto a une misme y al resto de personas, así como desestigmatizar ciertas prácticas sexuales. Y para trabajar en relación a estas cuestiones es imprescindible plantear una mirada interseccional con las aportaciones de la perspectiva feminista, queer, antiracista, y anticapacitista entre otros enfoques críticos que nos ayudan al análisis de la realidad para poder transformarla.

 

¿Por qué es importante cuidar la salud sexual en estos tiempos coronavíricos?

En el contexto actual de confinamientos domiciliarios, medidas excepcionales, privaciones de libertades y miedos varios, es de vital importancia promover una vivencia satisfactoria de la sexualidad. La sexualidad genera identidades, placeres, satisfacciones, emociones… es una parte muy importante de la vida de las personas, y como tal proponemos no vivir la sexualidad desde el miedo o el rechazo, la sexualidad es un derecho.

A nuestra entidad se acercan muchas personas a preguntar sobre reducción de riesgos en la transmisión de la Covid-19 en las prácticas sexuales. Actualmente existe evidencia científica de que los fluidos corporales que pueden dar una transmisión son la saliva, y los mocos. Mientras que por otro lado, las vías de entrada del virus pueden ser las mucosas nasales, la boca o los ojos.

Es por ello que toda práctica que evite el contacto de esos fluidos con las vías de entrada minimizan considerablemente la posibilidad de transmisión del virus. Son tiempos de cambios, y es por ello que ésta también puede ser una oportunidad para plantearnos nuestros gustos, distintas posibles prácticas sexuales, formatos digitales y explorar con el autoplacer entre otras múltiples posibilidades.

 

Desde los colectivos LGTBI+ se le viene dando visibilidad a este día, ¿Qué relación tiene este día con el colectivo?

La salud sexual abarca muchas cuestiones, una de ella es la diversidad sexual y de género. Para que todas las personas podamos vivir una salud sexual satisfactoria y libre, se debe luchar por los derechos del colectivo LGTBIQ+, ya que vivimos en una sociedad cis-hetero-patriarcal que estigmatiza ciertas identidades disidentes.

Es por ello que desde nuestra entidad hemos trabajado junto con los colectivos LGTBIQ+ por los derechos sexuales desde nuestra creación en los años 80´ y seguiremos haciéndolo, porque aún hay camino que andar.

 

Desde la Comi, trabajáis para mejorar la salud sexual de las personas y habéis hecho un video chulísimo dando claves de cómo podemos cuidarnos, ¿Qué queríais transmitir con este video?

Desde la Comi nos pareció importante la idea de crear dos vídeos bajo el lema: Las recetas de la Comi. Y para ello contamos con Kontuka Producciones y la participación de distintas personas de los colectivos LGTBIQ+ de Navarra.

En total son dos vídeos, Recetas de la Comi: “Tutti Frutti” y “Sandwich erótico” que promueven una visión diversa de la vivencia de la sexualidad, más allá de reduccionismos. Múltiples formas de disfrutar, sentir y gozar, distintas prácticas, orientaciones sexuales e identidades de género. De este modo queremos promover desde una perspectiva de género los cuidados en las relaciones, el consenso, el placer y la utilización de materiales preventivos para cuidarnos.

Esperamos que disfrutéis con nuestras recetas, y experimentéis con las que más os gusten.

¿Qué papel juega la educación sexual respecto a la salud sexual en Navarra?

La educación sexual es una de las herramienta que posibilita la salud sexual, una vivencia satisfactoria de las diversas identidades de género y orientaciones sexuales favoreciendo el avance en la igualdad de género, así como prevenir las infecciones de transmisión sexual, la violencia machista, las agresiones, la LGTBI+fobia, y las agresiones sexuales entre otras muchas cuestiones.

Aquí en Navarra somos muchos los colectivos que históricamente hemos trabajado y luchado por conseguir el reconocimiento y la garantía de los derechos sexuales. Y algunos de los logros institucionales conseguidos han sido la aprobación de la Ley para la Igualdad Social de las personas LGTBI+, o la puesta en marcha del Decreto Foral de Salud Sexual y Reproductiva.

En este sentido, queremos mencionar al programa Skolae, en el cual se materializa y se pone en práctica la educación sexual y que valoramos muy positivamente. En uno de sus ejes aborda el aprendizaje de la sexualidad y buen trato, el autoconocimiento hacia la construcción de relaciones y amores desde la aceptación y el respeto por la diversidad, lejos de violencias machistas. Creemos que Skolae es un marco referencial esencial y una herramienta que posibilita vivir libremente nuestras sexualidades, aprender a relacionarnos, a bien tratarnos, a cuidarnos, en definitiva, la introducción de la educación sexual en el ámbito escolar es una oportunidad histórica en la que trabajar también la interseccionalidad; el racismo, el capacitismo y otros ejes de opresión.

 

Muchas gracias por vuestra participación con Kattalingorri. ¿Os gustaría hacer alguna aportación más?

Sí. Nos encantaría aprovechar esta oportunidad para reconocer vuestro trabajo en la lucha por los derechos LGTBIQ+ en Navarra, ahí estaremos junto a vosotres para continuar en ese camino.

 

Para cualquier cuestión relacionada con la salud sexual nos podéis contactar en:

Irailaren 4a Osasun Sexualaren Nazioarteko Eguna da. Zergatik da egun hau? Eta zer zer adierazten du efemeride horrek?

Egun hori 2010ean sortu zen lehen aldiz, Sexu Osasunerako Mundu Elkartearen ekimenez, eta pertsona guztien sexu-osasuna, ongizatea eta sexu-eskubideak sustatzea du helburu.

Urtero gai bat azpimarratzen da arreta jartzeko, kasu honetan: “Plazer sexuala COVI-19 krisi-garaian dela eta”. Erakunde gisa dugun esperientziatik egiaztatu ahal izan dugunez, gizarte- eta osasun-neurriek eragina dute bizitzako hainbat esparrutan; besteak beste, sexualitatean, genero-berdintasunean, sexu-aniztasunarekiko errespetuan, eta, azken batean, gizarte- eta sexu-harremanetan, plazerrean eta afektuetan. Horregatik, oso positibotzat jotzen dugu gaurkotasuneko gai hau mahai gainean jartzea, planteatu beharreko gai asko sortzen dituen testuinguru berri baten aurrean baikaude.

 

Zertaz ari gara osasun sexuala aipatzen dugunean?

Sexualitateari lotutako ongizate fisiko, mental, emozional eta soziala bezalako gaiak biltzen dituen kontzeptu zabala da osasun sexuala.

Hala, bada, bizi garen gizartea aztertu behar dugu, osasun sexualari ekiteko. Izan ere, mendebaldeko sistema batean bizi gara, eta sexualitate erredukzionista jasotzen du. Sistema horretan, koitoa bizitza sexualaren bitartekoa eta amaiera da, eta zisheteropatriarkatuak genero-identitate bitarren barruan sartzen ez diren aniztasunak zapaltzen ditu (gizon maskulinoak eta emakume femeninoak).

Hori dela eta, gure xedea da gozamenean, elkarrekiko zainketan, adostasunean, genero-orientazioen eta -identitateen aniztasunaren bizipen atseginean, sexu-askapenean, norberaren eta gainerako pertsonen errespetutik, oinarritutako harremanak sustatzea, eta zenbait sexu-praktika desestigmatizatzea. Eta gai horien inguruan lan egiteko, ezinbestekoa da ikuspegi feministak, queer, antirazista eta antikapazitistak egiten dituzten ekarpenekin ikuspegi intersekzionala planteatzea, errealitatea aldatzen laguntzen diguten beste ikuspegi kritiko batzuen artean.

 

Zergatik da garrantzitsua osasun sexuala zaintzea garai koronabirikoan?

Gaur egun, etxeko konfinamenduen, ohiz kanpoko neurrien, askatasunen gabetzeen eta bestelako beldurren testuinguruan, funtsezkoa da sexualitatearen bizipen egokia sustatzea. Sexualitateak identitateak, plazerak, poztasunak, emozioak… sortzen ditu, eta pertsonen bizitzaren zati oso garrantzitsua da. Sexualitatea beldurretik edo gaitzespenetik ez bizitzea proposatzen dugu, sexualitatea eskubidea da.
Gure erakundera jende asko hurbiltzen da sexu-praktiketan COVID-19ren transmisioan arriskuak murrizteari buruz galdetzera. Gaur egun, transmisio batek eragin ditzakeen gorputzeko jariakinak listua eta mukiak direla dioen ebidentzia zientifikoa dago. Bestalde, birusaren sarbideak sudur-mukosak, ahoa edo begiak izan daitezke.
Hori dela eta, jariakin horiek sarrera-bideekin ukitzea saihesten duten praktika guztiek nabarmen murrizten dute birusa transmititzeko aukera. Aldaketa-garaiak dira, eta, horregatik, gure gustuak, praktika sexualak, formatu digitalak eta autoplazerarekin esploratzeko aukera ere izan daiteke, besteak beste.

 

LGTBI+ kolektiboek ikusgarritasuna eman diote egun honi. Zer harreman du egun horrek kolektiboarekin?

Sexu-osasunak gai asko zeharkatzen ditu; horietako bat sexu- eta genero-aniztasuna da. Pertsona guztiok sexu-osasun ona eta librea izan dezagun, borroka egin behar da LGTBIQ+ kolektiboaren eskubideen alde, nortasun disidenteak estigmatizatzen dituen gizarte zis-hetero-patriarkalean bizi baikara.

Hori dela eta, gure erakundean LGTBIQ+ kolektiboekin batera lan egin dugu sexu-eskubideen alde 80ko hamarkadan sortu ginenetik, eta horretan jarraituko dugu, oraindik bide luzea baitago.

“Comi”-tik, pertsonen osasun sexuala hobetzeko lan egiten duzue, eta bideo harrigarri bat egin duzue nola zaindu gaitezkeen azaltzeko. Zer transmititu nahi zenuten bideo honekin?

“Comi”-tik garrantzitsua iruditu zitzaigun bi bideo sortzea, Komiaren errezetak lemapean. Horretarako, Kontuka Producciones eta Nafarroako LGTBIQ+ kolektiboetako hainbat pertsonak parte hartu dute.

Guztira, bi bideo dira: “Tutti Frutti” eta “Sandwich erotikoa”, sexualitatearen bizipenaren ikuspegi askotarikoa sustatzen dutenak, erredukzionismoetatik haratago. Gozatzeko, sentitzeko eta gozatzeko hainbat modu, praktika, sexu-orientazio eta genero-identitate. Horrela, genero-ikuspegitik sustatu nahi ditugu harremanetako zainketak, adostasuna, plazera eta gu zaintzeko prebentzio-materialak erabiltzea.

Gure errezetekin gozatzea eta gehien atsegin dituzuenekin esperimentatzea espero dugu.

 

Zer garrantzi du sexu-hezkuntzak Nafarroako sexu-osasunarekiko?

Sexu-hezkuntza da sexu-osasuna ahalbidetzen duen tresnetako bat, genero-identitateen eta sexu-orientabideen bizipen egokia, genero-berdintasunean aurrera egiten lagunduz, sexu-transmisiozko infekzioak, indarkeria matxista, erasoak, LGTBI+fobia eta sexu-erasoak prebenituz, besteak beste.

Hemen, Nafarroan, talde askok egin dugu lan eta borrokatu sexu-eskubideen aitorpena eta bermea lortzeko. Eta erakundeen lorpen batzuk izan dira LGTBI+ Pertsonen Gizarte Berdintasunerako Legea onartzea edo Osasun Sexuala eta Ugalketari buruzko Foru Dekretua abian jartzea.

Alde horretatik, Skolae programa aipatu nahi dugu. Programa horretan sexu-hezkuntza gauzatu eta praktikan jartzen da, eta oso positibotzat jotzen dugu. Bere ardatzetako batean, sexualitatea eta tratu onen ikasketa hartzen du bere gain, indarkeria matxistetatik urrun, onarpenetik eta aniztasunarekiko errespetutik harremanak eta amodioak eraikitzeko autoezagutza bultzatuz. Gure ustez, Skolae funtsezko erreferentzia-esparrua da, eta gure sexualitateak askatasunez bizitzeko, harremanak izaten ikasteko eta, azken batean, geure burua zaintzeko aukera ematen duen tresna. Azken batean, sexu-hezkuntza eskola-eremuan sartzea aukera historikoa da, eta, horretan, intersekzionalitatea, arrazismoa, kapazitismoa eta zapalkuntzaren beste ardatz batzuk ere landu daitezke.

 

Eskerrik asko Kattalingorrirekin parte hartzeagatik. Beste ekarpenik egin nahi duzue?

Bai. Aukera hau aprobetxatzea gustatuko litzaiguke Nafarroan LGTBIQ+ eskubideen aldeko borrokan egin duzuen lana aitortzeko; hor egongo gara zuen ondoan bide horretan jarraitzeko.

 

Sakatu euskaraz irakurtzeko

16 de julio Día Internacional del Drag

El 16 de julio es el Día Internacional del Drag. Desde Kattalingorri hemos organizado este pequeño vídeo con la colaboración de las Drag de Pamplona con el objetivo de ofrecer información y garantizar la visibilidad. Gracias por vuestras ganas y vuestro tiempo: Sussie Pussie, Exia Vermut, Donatella Maní y Albina Stardust.

El Drag surgió como un elemento dramático durante la segunda mitad del siglo XIX, destinado a hacer una proyección cómica de las nociones sociales sobre el comportamiento social, la aristocracia, la organización política, los roles de género, la etiqueta social y los convencionalismos sociales.

Retomó su popularidad en el cabaré de estilo americano durante los años 1930, continuando hasta los años 1960 como un elemento primordialmente histriónico. Formó parte de la comedia en vivo y la imitación entre la década de 1940 como elemento principal de los drag shows que se presentaban en establecimientos dedicados al cabaré y al nuevo teatro de variedades.

En la década de 1950, en el periodo de la cultura closet (periodo anterior a la revolución sexual y los disturbios de Stonewall), los drag shows se volvieron populares en los establecimientos de clientela homosexual, como los bares gay. La estética camp comenzó a recurrir al drag para la personificación de la ironía en las artes, valiéndose del vestuario afeminado y abigarrado de figuras masculinas para formular una intención cómica dentro de la cultura masiva y sus medios de comunicación. Pronto se hicieron habituales los temas del camp y el drag como un elemento de explotación fílmica, convirtiéndose el drag en un elemento asociado con la cultura gay por su recurrencia en la estética camp.

Después de la cultura closet y la conformación del movimiento social LGBT, el drag se volvió habitual como una expresión de género totalmente enfocada a la identidad transgénero, formando parte de la expresión de orgullo LGBT. En su intención histriónica, actualmente se dedican al canto, baile, playback, participando en Gay Prides, concursos de belleza y drag shows.

Premios LAIAK, una gala por la Diversidad

La Asociación LAIAK ha celebrado en Tafalla su primera gala de premios “por la visibilización del colectivo”, alzando la labor de quienes luchan por ello.

 

LAIAK tiene tan sólo un año y ya se ha edificado como un ejemplo de lucha para los derechos LGTBIQ+ en la Zona Media de Navarra. Pionera en la comarca, se creó por un ambiente libre de homofobia.

 

La primera edición de premios reconoció la labor de Mili Hernández, la de la asociación Kattalingorri y la de la ciudad de Olite, tres ejemplos de progreso colectivo e individual. Durante la gala, LAIAK se alzó al grito de la diversidad, acompañados por el folclore de las dantzas y la presencia de representantes institucionales.

 

Mili Hernández abrió hace más de veinticinco años en Chueca una librería con temática LGTBIQ que llegó cuando la literatura lésbica no se concebía en el Estado ni en las mentes de los más progresistas. El premio que recogió es el reconocimiento al trabajo realizado durante un cuarto de siglo, al tesón impuesto y las ganas de continuar.

Es muy emocionante, en esta época de dificultad me hace especial ilusión porque hay que seguir trabajando, todos nosotros somos necesarios

El galardón a nivel comarcal lleva el nombre de Kattalingorri por su activismo durante casi veinte años. La entidad nació en el 2000 con el objetivo de dar un servicio de atención e información para las personas LGTBIQ en Pamplona y que desde hace unos meses ha extendido su ámbito de acción al conjunto de la Comunidad Foral.

Recibimos el premio con cariño y satisfacción, es el reconocimiento a la institución pero sobre todo a la perseverancia de las personas que han estado cuando faltaban los recursos, a los que se mantuvieron firmes cuando no había nada

asentía Xabier Sánchez coordinador de Kattalingorri.

 

El bar Los Lebreles, en Olite, se mantuvo a la vanguardia durante los años ochenta, fue un lugar de peregrinaje, al igual que la propia localidad, para los navarros que no se sentían acogidos en sus pueblos. Aquel fue el primer bar de ambiente LGTBIQ en la comunidad.

En Olite había cordialidad, en los 80 venían autobuses llenos con personas que aquí no se sentían juzgados

explicaba Alejandro Antoñanzas, concejal de Igualdad y encargado de recoger el galardón.

 

Fuente: Noticias de Navarra E. Pujol